“En el mar no hay pasado, presente o futuro, sólo paz”. Jacques Cousteau

Calor. Calma. Algo calimoso

Un trozo de roca con historia

Un dato poco conocido para los playeros que habitualmente se bañan en el Charcón es saber porque el borde de Los Lisos por la izquierda es tan liso (foto superior). Posiblemente no se habías percatado de este detalle.

Esta es su pequeña historia:

Hace muchos años un grupo de jóvenes formaron en Las Canteras el “Club Peña de La Vieja” de natación, eran jóvenes que soñaban con grandes gestas deportivas; entre otros el club lo componían los hermanos Gallardo, Tony, el escultor, y Carlos; Luis Domínguez y los hermanos Juan y Vicente García.

Su lugar de estreno diario era este; la piscina natural de El Charcón. Allí practicaban su deporte favorito, nadaban y nadaban, hasta el agotamiento. Una mañana se dieron cuenta que el espacio comprendido entre la Peña de El Piano y el borde de Los Lisos media 33 metros, exactamente lo que media la piscina del “Julio Navarro”, por tanto decidieron perfeccionar su particular piscina, y a fuerza de martillazos alisaron la zona de Los Lisos para poder así girar, como si se tratara de una piscina de competición

Por tanto, estos nadadores playeros se lanzaban desde la Peña de El Piano, nadaban y al llegar a la piedra artificialmente alisada giraban y volvían al punto inicial. Esta piscina natural les fue de maravilla ya que se convirtieron en consumados nadadores, siendo fichados por el Club Natación Metropole.

Por supuesto eran otros tiempos, la playa era usada solo en verano por las mismas familias, y la inconciencia ecológica de la época no reparo en el daño que se le hacia a las rocas con esta mutación. Han pasado los años y está zona de Los Lisos esta totalmente integrada, sin rastro de secuelas.

Ayúdanos a seguir informando día a día sobre nuestra playa: dona

He visto un error 🚨

Comparte

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Este contenido está protegido con derechos de autor