Entrevista a la escritora vasca Elisa Rueda: Las Canteras, paraíso de olas, orillas de felicidad

Por Teresa Iturriaga Osa

 

 Toda mi obra marítima está inspirada en esta playa. En todos y cada uno de mis libros, aparece un apartado que habla del mar y siempre, ese mar, es el mar de Las Canteras. 

 

Buenos días, Elisa. Cuéntanos un poco tu experiencia emocional, tu relación con esta Playa de las Canteras, que conoces bien desde hace muchos años.

– Llevo más de 35 años viniendo varias veces al año a Las Canteras desde Vitoria-Gasteiz, donde vivo. Y todo fue porque a mi hermano le tocó hacer la mili en Las Palmas, vine a visitarle y ya desde entonces me enamoré de la isla, pero especialmente de la playa. Cuando llego aquí, es una sensación maravillosa, me aproximo a la barandilla del paseo de Las Canteras, me asomo a ella y saludo al mar. Siempre tengo la sensación de ser tan bien recibida que las olas me hacen incluso una reverencia de saludo. Tengo algún poema en el que hablo de ello. Vengo del Norte, del frío, y tengo la sensación de guardar el invierno en la maleta y llegar a la primavera eterna. Ese aroma, el salitre, el agua en calma o alterada, el arrullo de la orilla… nada más llegar, hacen que un estado de felicidad empiece a desbordarme. Siempre le saludo y le digo buenos días, Maru, buenas noches, Mar. Y es lo primero que hago al llegar a la ciudad: ir hasta la zona de Las Canteras, aproximarme a la barandilla y sentirme bien recibida. Ese aroma, el salitre, el agua en calma o alterada, el arrullo de la orilla… 

 

Elisa Rueda

 

-¿Qué te ha enseñado esta playa? 

-Me ha aportado muchísimo, me ha enseñado a ver mi lado de poeta marítima. Porque cuando llego aquí, escribo sin cesar, se me abren las compuertas del corazón y aparecen todas las musas. Siempre son nereidas, porque todo lo relaciono con el mar, me lleno de mar, me convierto en atlántica en esta playa. Y eso ha hecho que investigue en la poesía, en los poetas, en las poetas actuales y anteriores. Hace años que me hice socia de la Biblioteca Josefina de la Torre y lo primero que hago es ir allí a por mis lecturas durante el tiempo que estoy en las Palmas, son lecturas de poetas de aquí y he descubierto grandes tesoros. De hecho, puedo decir que toda mi obra marítima está inspirada en esta playa. En todos y cada uno de mis libros, aparece un apartado que habla del mar y siempre, ese mar, es el mar de Las Canteras.

-Dicen que el mar nos hermana más allá de las fronteras y las diferencias, ¿crees que es así?

– El mar nos desnuda, porque cuando entras en el agua, por mucho traje de baño que lleves, penetra en todos los poros de tu piel y eso nos lo hace a todos y a todas por igual. El mar nos habla, le escuchamos, nos tranquiliza, nos da calma, nos ayuda a pensar, y sí creo que nos hermana. La imagen de alguien mirando al mar, cualquier mar, creo que habla por sí sola, estamos como individuos solitarios ante la inmensidad, ante esa inmensidad mágica y nos hacemos uno.

-Tú eres directora del Festival Internacional de Poesía Poetas en mayo/ Poetak Maiatzean de Vitoria-Gasteiz, una iniciativa que ha convertido tu ciudad en un ejemplo de participación social en la cultura. Háblanos de ello.

– Hace nueve años creé en Vitoria-Gasteiz el Festival Poetas en Mayo/Poetak Maiatzean, un festival que comenzó con una duración de una semana y al año siguiente ya se convirtió en un mes, porque la ciudad vive el festival como propio y son muchísimas las participaciones de colectivos diferentes. Pasan por Poetas en Mayo alrededor de 800 personas, que participan de una manera o de otra, y mucho tanto por ciento de esa participación es de poetas de la ciudad y del territorio alavés. Porque no solamente el festival está en la capital, también se extiende por los pueblos de Álava. Colectivos en riesgo de exclusión, colectivos desfavorecidos, colectivos que están en talleres de Poesía, grupos de teatro, coros, niños y niñas en las escuelas, en los institutos, poesía en la calle, poesía en los bares, poesía en los lugares emblemáticos de la ciudad, en los palacios, incluso en el Parlamento Vasco y en el Ayuntamiento. Es una fiesta de la poesía. Vitoria se convierte en una ciudad totalmente poética. Además, creé una actividad especial para el festival, que se llama “Páginas de Cristal”, en la que los propios poetas escriben sus poemas en los escaparates y establecimientos de la ciudad. De ese modo, se puede ir paseando por las calles a la vez que vas leyendo los poemas escritos en los escaparates.

– ¿Consideras que el espacio de la playa de las Canteras sería un marco excepcional donde albergar el Festival Internacional Poético del Mar?

– La playa de las Canteras sería el lugar ideal para hacer un festival poético del mar, que todo fuera con poesía marítima. Incluso desde los barcos.

Como embajadora de nuestra playa por el mundo, danos una palabra que pueda definirla e invite a las personas a venir a disfrutarla.

– Paraíso de olas, orillas de felicidad.

-Muchas gracias, Elisa, es un placer compartir la vida de las palabras desde esta playa bendita, como tú dices. Hasta pronto. Nos veremos en Vitoria-Gasteiz en mayo. La poesía hará el resto.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate