“En el mar no hay pasado, presente o futuro, sólo paz”. Jacques Cousteau

Continuará la calima, aunque disminuirá su intensidad por la tarde

El Oeste y los Tiempos Revueltos.

Prólogo de una petición que se me ocurrió a la orilla del mar, en la Playa de las Canteras.

El escrito que podrán leer a continuación, si a bien lo tienen, se me ocurrió mirando al mar un poco más allá de la Cicer. Sentado estaba yo en uno de los grandes escalones que hay detrás del Auditorio Alfredo Kraus, de los que dan para el horizonte marino. No estaba allí en plan romántico mirando el azul del cielo y envuelto por el rumor de las olas. No señor, nada de eso. Ni mucho menos. Estaba allí por que fui a coger fresco después de tener un buen rifirrafe con mi nunca bien valorada esposa. El desencuentro empezó tranquilo, pero poco a poco me fui remontando, o sea, se me fue llenando la cachimba y vine a coger tino, respirando a fondo el aire marino de nuestro bien amado litoral. Bien, ahí va

Estos apuntes son un ruego a TVC, y a la Primera. La súplica es para que cambien el horario de unas programaciones. La convergencia de las películas del Far West (lejano Oeste) y de la serie Amar en Tiempos Revueltos, están incordiando mi larga vida en pareja. Llevo más de cinco dobles lustros de vida conyugal, afectiva, social y económica y todo iba normal hasta la coincidencia de estas dos emisiones. Hasta hace poco nuestras relaciones eran buenas. Además, después de más de cincuenta años, ya empezábamos a conocernos. Yo ya la miraba a ella como si fuera de la familia y ella con gran esfuerzo aguantaba mis interferencias. En fin, que la cosa, tal y como está hoy el mercado, tenía ciertos pilares de mantenimiento. Pero mi amigo, cuando llegan las 15.00 horas de cada día, aquí te quiero ver. Yo: “que si hoy ponen una del Oeste, o americana como decíamos antes, de Virginia Mayo (¡que piernas!) y Joel Mc Crea o de Gary Cooper”. Ella:”hoy quiero ver como se pelea la hija con el sinvergüenza de su padre”…y ahí empieza el desencuentro. Alguna vez, hago como que cedo, porque hay algunas películas que no se salvan ni con flotador, pero oiga, hay otras que hicieron historia en el Cine: “Veracruz” “Horizontes lejanos””, “Rio Bravo”, “El hombre del Oeste”, “Que viene Valdez”, “Los 7 magníficos”…hombre, no me digan ustedes que no tengo razón. Reitero mi ruego a las dos cadenas y creo que no estoy solo en esta petición. Casi seguro que podría reunir dos o tres miles de firmas. Como sigan así las programaciones, me veo engrosando las listas del paro conyugal.

Vicente García Rodríguez.

Mayo de 2009

Ayúdanos a seguir informando día a día sobre nuestra playa: dona

He visto un error 🚨

Comparte

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Este contenido está protegido con derechos de autor