“Las Palmas, 12 de septiembre”, una visión del istmo

La información de Las Canteras al minuto en X (antes Twitter): @LasCanteras 

Siguiendo el consejo de Tino Armas, visité hace unos días una exposición de Héctor Vera en la Sala de Exposiciones de la Sede Institucional de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (18 de junio- 9 de julio de 2004) y disfruté de sus lúcidas visiones de la ciudad. “Teresa, no te la pierdas, es fantástica”, me dijo. Al fotógrafo le había impactado una imagen entre todas, una imagen que le llamó la atención de forma contundente. Su nombre: “Las Palmas, 12 de septiembre”. Cierto, al observarlo, el cuadro se prestaba a muchas interpretaciones, pero esta vez había que navegar por el mundo interior del artista y yo así lo hice. Le pregunté por el sentido del título y de los trazos y me descifró con claridad su significado. Hoy ofrecemos esta nueva visión de Las Canteras como una reflexión del artista ante los ataques ocurridos en septiembre de 2001 al World Trade Center de Nueva York, un debate aún latente y profundo que nos afecta a todos.

El cuadro 12 de septiembre que está dentro de la exposición que se llama “La ciudad paralela” es uno de los catorce cuadros que se exponen. En realidad, no es una crítica ni una opinión acerca de la futura urbanización o reorganización del Istmo, es una visión que me surgió a raíz de los atentados del 11 de septiembre. Se llama 12 de septiembre porque el 11 de septiembre estábamos atentos a la televisión y el 12 fue cuando pudimos digerir un poquito lo que habíamos visto. Ésa fue la visión que yo tuve volviendo un día del norte de la isla al entrar en la ciudad: si aquellos atentados que habíamos visto un poco de lejos, nos tocaran tan cerca como para sentirlos en nuestra propia ciudad…

De todas formas, la urbanización y el planeamiento nuevo del Istmo es una cosa que a mí me preocupa bastante y no sé realmente qué partido tomar, pero yo creo que esa zona de la ciudad lo necesita. Necesita un nuevo replanteamiento que no sea agresivo y, sobre todo, espero que se haga una intervención de calidad, porque yo creo que la ciudad, poco a poco, está perdiendo la identidad.

Hay una zona localizada, de mucho valor para mí. Por lo menos, para mí lo tiene. Un valor de identidad de un tipo de arquitectura de muchos siglos que el resto de la ciudad moderna se está comiendo. Y eso es malo. Primero, porque la zona que está perdiendo identidad tiene mucha identidad, y, segundo, porque la zona que se la está comiendo no tiene ninguna identidad. Es un tipo de arquitectura despersonalizada y sin planteamientos. Si aquí -cogiendo una zona tan amplia y de tanto valor como es la zona de Las Canteras o la zona del Istmo, digamos entre Alcaravaneras y La Isleta- se planifica con una unidad de criterio y se urbaniza bien, saldremos todos ganando. Yo pienso que la intervención arquitectónica no es mala por sí misma, lo malo es que se haga mal. Y si se pone en manos de unos arquitectos capacitados, si el proyecto en peso se da a un pequeño grupo de arquitectos, quizá mejor que a uno solo, siempre será mejor un conjunto de opiniones todas reunidas en el mismo terreno. Porque es importante la unidad, no la dispersión. Por otra parte, yo le doy mucho valor a la arquitectura. La arquitectura me gusta mucho y pienso que un espacio intervenido por el hombre no tiene por qué ser peor que la naturaleza que antes ocupaba el sitio. Desde luego, el hombre tiene que intervenir en las ciudades y es mucho mejor intervenir con criterio.

Teresa Iturriaga Osa.

Ayúdanos a seguir informando día a día sobre nuestra playa: dona

He visto un error 🚨

Comparte

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Este contenido está protegido con derechos de autor