El 1-1-2 Canarias recuerda las medidas de autoprotección para evitar los ahogamientos durante Semana Santa

  • Hay que respetar siempre la normativa y extremar la vigilancia con los niños y personas mayores

De cara a las próximas vacaciones de Semana Santa, el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad 1-1-2 Canarias, adscrito a la Dirección General de Seguridad y Emergencias, recuerda las principales medidas de autoprotección para evitar los ahogamientos e insiste en la prevención, como la mejor fórmula para disfrutar del baño sin riesgos.

En este sentido, se incluyen también las medidas preventivas establecidas por las autoridades sanitarias en cada isla para frenar el avance del coronavirus y la necesidad de respetar siempre los aforos, en función del nivel de alerta.

A la hora de organizar un buen día de playa es imprescindible informarse de las condiciones meteorológicas. En caso de que no sean buenas, el 1-1-2 Canarias recomienda dejar la actividad para cuando mejoren las condiciones del mar y no haya vientos fuertes en la costa. 

Además, es necesario respetar siempre las señales que indican si es apta o no para el baño, seguir las indicaciones de los socorristas en caso de que los hubiera y no entrar en el mar en las zonas donde el baño esté prohibido. Nunca debemos bañarnos con bandera roja, ni en playas que no haya vigilancia. En ese sentido, es aconsejable preguntar a los surfistas y residentes de la zona por los puntos peligrosos de la playa.

A la hora del baño es conveniente entrar poco a poco para no sufrir cambios bruscos de temperatura y es muy importante comprobar la profundidad antes de lanzarse al agua para evitar accidentes. En caso de caer al agua hay que separarse de la zona de rompiente, ahorrar energía, agitar los brazos como señal de socorro y esperar ayuda. 

Si alguien cae al agua es preferible lanzarle un elemento flotante, en lugar de lanzarnos a rescatarlo y llamar inmediatamente al 1-1-2. Si acudimos a una piscina, debemos revisar que los bordillos y escaleras estén secos para evitar resbalones y sufrir un traumatismo importante. 

Deportes acuáticos

En las zonas donde se practican deportes náuticos se debe prestar atención a la zona de seguridad y mantenerse alejado de los bañistas. Los deportes a motor o de navegación han de realizarse a más de 200 metros de la playa o 50 metros de las zonas rocosas. Además, es recomendable informar a alguien de tu entorno de la actividad que vas a realizar antes de salir al mar.

Hay que tener en cuenta las corrientes marinas y los vientos al realizar deportes a vela o sin motor, ser consciente de nuestras limitaciones y no alejarse demasiado de la costa. Ante una situación de peligro, el 1-1-2 Canarias insiste en la necesidad de mantener la calma, no luchar contra la corriente o nadar paralelo a la orilla y esperar a que lleguen los efectivos de emergencias.

En caso de salir a pescar es conveniente ir siempre acompañado, consultar el estado del mar y mantener una distancia prudencial de la orilla. Asimismo, es importante llevar el equipo de seguridad necesario como calzado adecuado, chaleco salvavidas y casco si se pesca en zonas rocosas o acantilados y sólo hacer fotos en zonas seguras.

Para los que practican actividades subacuáticas, es imprescindible revisar el equipo antes de sumergirse en el mar y examinar la calidad de aire, así como ser consciente de la preparación física e intentar ir siempre acompañado.

Tanto en la playa como en la piscina hay que extremar las precauciones con los más pequeños, ponerles flotadores adaptados a su tamaño hasta que sepan nadar y vigilarlos constantemente para evitar extravíos, especialmente cuando están en el agua o jugando cerca de ella. Si acudimos con personas mayores o que padezcan algún problema de salud, debemos acompañarlas siempre a la hora de darse el chapuzón.

Nota de prensa

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate