Las praderas de fanerógamas marinas (sebadales) en Canarias y su diversidad I

Las praderas de fanerógamas marinas (sebadales) en Canarias y su diversidad I

1ª parte

Introducción

Las praderas de fanerógamas marinas son conocidas en Canarias como “sebadales”. Estas hierbas marinas que crecen sobre el fondo del mar son auténticas plantas. Se trata de vegetales marinos que presentan la estructura de las plantas superiores, esto es: raíz, tallo rizomatoso y hojas, que constituyen los órganos vegetativos, mientras que para su reproducción tienen flores, frutos y semillas.

En las Islas Canarias se encuentran tres especies de fanerógamas marinas: Cymodocea nodosa, Halophila decipiens y Zostera noltii (Afonso y Sansón, 1999). Aunque existen citas erróneas de Zostera marina realizadas por varios autores. De estas tres especies, Cymodocea nodosa es la que se conoce como “seba” y es la que forma los sebadales o manchones, además es la que presenta una distribución más amplia y mayor abundancia en las islas, mientras que Halophila decipiens forma praderas más laxas y localizadas. La tercera especie tenía en Canarias una distribución puntual, en los bajíos protegidos de la Bahía de Naos (Arrecife de Lanzarote) y al parecer ya ha desaparecido de las costas canarias.

Cymodocea y Zostera son plantas grandes que tienen un rizoma de hasta 5 mm. de diámetro; las hojas son acintadas y crecen agrupadas en haces; pueden alcanzar los 60 cm. de longitud y 4,5 mm. de ancho; la nerviación es paralela. Las diferencias radican en que Zostera tiene el rizoma más estrecho y las hojas más delgadas; tiene tres nervios paralelos que recorren la hoja, de los que los marginales convergen en la porción subapical, los ápices de las hojas no presentan dientes marginales, en cambio Cymodocea presenta de siete a nueve nervios en la hoja que convergen en la porción apical y los ápices de las hojas son redondeados con pequeños dientes marginales.

Halophila es una planta pequeña con rizomas frágiles de hasta 1 mm. de diámetro. Las hojas alcanzan entre 1 y 2,5 cm. de longitud y de 3 a 6 mm. de ancho; son opuestas, elípticas y pecioladas, con el margen ligeramente serrulado.

Distribución general y en Canarias

Cymodocea nodosa se distribuye en el Mediterráneo, costa atlántica del norte de África hasta Senegal y en los archipiélagos macaronésicos de Madeira y Canarias. Zostera noltii se distribuye por el Mediterráneo, costas atlánticas europeas, Islas Británicas y Mauritania. Halophila decipiens presenta una distribución pantropical, que comprende el Océano Índico, Pacífico tropical, costa oeste del Atlántico, Florida, Bermudas y también en Australia.

Estas plantas crecen en Canarias sobre sustratos arenosos o arenoso-fangosos, y en ambientes relativamente abrigados de los vientos y las corrientes dominantes, también requieren de cierta cantidad de materia orgánica en el sedimento. Cymodocea nodosa está presente en todas las islas del archipiélago, aunque el hecho de crecer sobre fondos blandos hace que estas plantas sean más abundantes en las islas orientales, donde existen plataformas marinas más amplias y una mayor disposición de sustratos arenosos, mientras que son más escasas en las occidentales, salvo en Tenerife donde existen buenas representaciones de praderas. Reyes y Afonso-Carrillo (1995) señalan 51 localidades en el litoral de las islas con presencia de praderas de fanerógamas marinas. Por islas, La Palma, El Hierro y La Gomera presentan una pradera cada una, Tenerife 16, Gran Canaria 13, Fuerteventura 12, Lanzarote 6 y una en La Graciosa. En El Hierro y La Palma las praderas están restringidas al abrigo de los puertos principales. En La Gomera, además del Puerto de San Sebastián, en la costa sur y coincidiendo con la desembocadura de algunos barrancos, como el de La Guancha, existen pequeñas praderas.

En Tenerife, las praderas aparecen a lo largo de las costas este, sur y suroeste, destacando los sebadales de San Andrés, Las Teresitas y El Médano. En Gran Canaria siguen el mismo patrón de distribución, aunque aparece un sebadal al Norte, el de Las Canteras, y otro al Noroeste, el de Sardina del Norte. En esta isla destacan los sebadales de Melenara, Arinaga, Playa del Inglés y Maspalomas. En Fuerteventura aparecen en Corralejo, algunos diseminados al Este y también al Sureste, destacando los de Playa de Sotavento. En Lanzarote, desde Playa Blanca hasta Punta Papagayo al Sur, sebadales de las playas de Puerto del Carmen, también aparecen en Ancones y Arrieta al Este, y los sebadales de El Río entre Lanzarote y La Graciosa. El sebadal situado más al Norte en Canarias aparece frente a la Playa de El Veril en Alegranza, aunque es una pradera muy dispersa. Las praderas de Halophila están mucho más localizadas en el litoral canario. En el sur de Tenerife y al este (El Cabrón) y suroeste de Gran Canaria (Descojonado- Arguineguín).

¿Le ha resultado interesante o útil este contenido?

Valora este post

Promedio de la valoración 5 / 5. Valoración: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este post.

Nos alegramos que te sea interesante o útil este post.

¡Sígueme en las redes sociales!

¡Siento que este contenido no haya sido de tu agrado!

Dime: ¿cómo puedo mejorar este contenido?¿ Has visto algún error?

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

blank

Sitio web sobre la playa de Las Canteras y su entorno, creada en noviembre de 2002. Muchos de los textos e imágenes son aportaciones voluntarias y desinteresadas de particulares o instituciones. También hay comunicados de prensa de organismos oficiales y artículos bajo licencias Creative Commons. Los posts con firma son propiedad© de sus autores.

También te podría interesar

Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro

Hemos detectado que usas bloqueador de anuncios

Hemos detectado que está utilizando extensiones para bloquear anuncios. Para nosotros los anuncios es nuestra supervivencia. Ayúdanos deshabilitando tu bloqueador de anuncios. Refresca cuando lo hagas: podrás ver correctamente la web. Gracias