“En el mar no hay pasado, presente o futuro, sólo paz”. Jacques Cousteau

Sábado: aumentará la intensidad de la calima

La maravillosa vida que esconden los fondos de la Playa de Las Canteras XI- “Sin espinas, por favor (I)”

No sólo de espinas vive el mar, los invertebrados tienen tanta importancia en la vida marina como aquellos que poseen esqueleto. En los fondos de Las Canteras encontramos, como no, amplia representación de esta clase de organismos. Aunque solo vamos a citar los más comunes de nuestra playa, la gran variedad de tipos existente nos obliga a dedicar dos capítulos de nuestra serie a estos singulares personajes. En este primer episodio mostraremos imágenes de 3 tipos de invertebrados.

ESPONJAS

Sin duda el organismo de este tipo que más veremos si metemos la cabeza por Las Canteras es la verongia. Inconfundible por su color amarillo y su forma cilíndrica, suele encontrarse alrededor de grandes piedras a lo largo de toda la playa y es normal ver algún tipo de alga a su lado.

EQUINODERMOS

Con el nombre equinodermo, que significa literalmente “piel de espina”, se conoce a una serie de organismos cuyas características principales son, además de poseer espinas en la parte exterior del cuerpo, la ausencia de cabeza, y el desplazamiento por medio de unas ventosas que hacen las veces de pies. Hay varias subclases. Las famosas estrellas de mar, por ejemplo, son del tipo asteroideos. Otros son los equinoideos, a los que pertenecen los erizos. En la imagen vemos uno de color amarillo, menos común que el negro.

CRUSTÁCEOS

De esta popular familia, los que veremos con más asiduidad serán los de tipo decadópodos, que tienen una especie de caparazón recubriendo su cuerpo. A este tipo de invertebrados pertenece, por ejemplo, el cangrejo. Podemos ver en Las Canteras un buen puñado de tipos de cangrejo, sobre todo en la barra grande. Un cangrejo menos numeroso pero también presente en grietas y oquedades de la barra es el cangrejo araña. En la imagen vemos a una parejita a la que, al parecer, sorprendimos en un momento íntimo. El macho, en actitud intimidatoria, se apresura a proteger a la hembra (vaaaale, ya me voy, no te enfades). También pertenece a este tipo el famoso isópodo (o “piojo”) que frecuenta sobre todo a la vieja, por la que parece tener una fijación parásita incorregible.

Bueeeeno, aquí lo dejamos. La semana que viene concluiremos este repaso viendo más ejemplos de los invertebrados que deambulan por Las Canteras.

¡Feliz San Juan, playeros!

Ayúdanos a seguir informando día a día sobre nuestra playa: dona

He visto un error 🚨

Comparte

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Este contenido está protegido con derechos de autor